Dicen que siempre que se ve un arcoíris, algo mágico e increíble va a pasar, dicen que si además ocurre en el Desierto, el arcoíris traerá algo muy especial y dicen que será capaz de ilusionar a todo aquel que lo contemple, pues bien, así fue como yo nací.

No es que me sienta especial pero sí puedo decir que soy única en OASYS (MiniHollywood) y todos mis amigos humanos están muy alegres de verme crecer día a día.

Arcoiris

Quizá vosotros os preguntáis qué o quién soy, pero todavía no es el momento de contaros que tipo de especie soy, pues primero me gustaría hablar de mi madre, esa que me ha dado la vida y está junto a mí día tras día. Mi madre se llama Bayanna, pesa unos 350 Kg (aunque os parezca mucho os puedo asegurar que está en su línea) y, como me he enterado que está feo decir la edad por aquí, mejor os lo cuento en otro momento.

Ella es una luchadora, valiente como ninguna de su especie y fiel a su carácter siempre, mamá vivía en una manada bastante grande, pero no estaba muy de acuerdo con otros miembros de su gran familia, por lo que decidió dejar su manada y venirse a OASYS (MiniHollywood) para encontrar una nueva familia y empezar su vida desde cero, lo que no sabía entonces es que estaba preñada y que al cabo de 13 meses de gestación tendría una cría que debería ser aceptada en su nuevo hogar, como podéis intuir no conozco a mi padre, pero mi madre me habla muy bien de él y espero algún día poder ir a dar un paseo juntos.

En OASYS (MiniHollywood) mi mamá encajó perfectamente en su nueva manada, más pequeña que la anterior, pero en la que vivía en completa armonía. Tritón, Thelma y Bayanna estaban juntos todo el tiempo, comentando lo bien y tranquilo que se vivía en el Desierto de Tabernas, pero un buen día, concretamente el día 5 de mayo de 2016, tendrían que ser uno más en su grupo y soportarme, que no es poco, pues ellos ya no tienen tantas ganas de juego como yo, pero la verdad es que no me puedo quejar, estoy de maravilla.

La magia de la vida ocurrió tras unos largos meses de cuidados y preparativos al parto, todo el mundo estaba impaciente y expectante, querían que todo saliera bien y así el 5 de mayo llegué yo “Arcoíris”. Según me han explicado, mis cuidadores humanos me pusieron este nombre porque en el momento en que mi madre estaba pariendo había en el cielo de Tabernas un fantástico arcoíris, un fenómeno muy curioso que se produce cuando los rayos del sol atraviesan pequeñas gotas de agua que se encuentran en la atmósfera, entonces se forma una especie de arco con 7 colores visibles para los humanos. Dicen que es espectacular, pero claro, yo no pude verlo… estaba ocupada saliendo de mi placentera bolsa en la que me encontraba al amparo de todo peligro. También me han explicado que todos los 5 de mayo se celebrará mi cumpleaños y me traerán regalos por hacerme mayor, esa idea me ha gustado mucho, aunque no sé qué más me podrán regalar porque ya tengo de todo, y más, de lo que necesito.

Arcoiris recién nacido

Ahora llega el momento de agradecer a mis amigos humanos todo lo que han hecho por mí, pues sin ellos no estaría hoy aquí contándoos esto… Todos mis compañeros de OASYS (MiniHollywood) estuvieron atentos a mi llegada, pues mi madre tiene un problema de comportamiento que no suele ser raro en mi especie pero no sabían seguro lo que iba a pasar esta vez, así que tenían que estar muy pendientes.

Yo tengo cuatro hermanos más, pero no los conozco todavía, y mi madre solo ha podido dar de mamar a dos de mis hermanos, a los otros dos, y a mí, no nos ha podido dar leche materna pues su pequeño problemilla es que cuando tiene mucho apego por su manada, le puede más el instinto de manada que el instinto materno. Aunque el equipo de OASYS (MiniHollywood) la separó del grupo e hizo todo lo posible para que aceptará darme de mamar, no fue posible, así que tuvieron que criarme a biberón, con todo lo que ello conlleva: se levantaban de madrugada para venir a darme el biberón, se acostaban tarde, me han comprado todo lo necesario para hacer la leche apta para mí, me la iban preparando día tras día y lo que es más importante para mí: me han querido como si fuera hija de cada uno de ellos y me han dejado al lado de mi madre siempre, que aunque no me haya alimentando me ha acogido y protegido todo el tiempo.

Arcoiris con su mamá

Supongo que con los vídeos y fotos que os he dejado ya sabéis quien soy, soy Arcoíris, la primera cría de dromedaria que nace en OASYS (MiniHollywood) y una verdadera superviviente a las adversidades de la vida, porque si la vida te pone la zancadilla siempre puede haber una buena persona que te levante cuando tu sola no puedes. Este arcoíris fue mágico, me dio la vida e ilusionó a un equipo entero de trabajadores que aman su trabajo y a cada uno de sus animales.

Biberón

Gracias OASYS (MiniHollywood),
orgullosa de mis amigos humanos y del lugar donde vivo.

Atentamente:
Arcoíris

Arcoiris con unas horas de vida
Huella Arcoiris

Artículo de:

Elena García

¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

No hay comentarios

Dejar respuesta