Las calas de Mallorca para perderse y disfrutar de un día de sol y agua cristalina

Mallorca es una de las islas con las calas más bellas del Mediterráneo. Una mezcla de montes, costas escarpadas y bosques de pinares que se entremezclan con aguas turquesas y playas de arena blanca. Hemos escogido las que consideramos las 10 mejores calas de Mallorca. No ha sido tarea fácil, ya que son muchas más las que merecen figurar en esta lista. ¡Descubra nuestras favoritas!

Cala d’Or

Cala d’Or, al sur de la isla, es uno de los destinos turísticos más populares para veranear en Mallorca. Esta zona está compuesta por numerosas calas de aguas cristalinas y gran encanto.

Cala d'Or

Entre ellas, cala Esmeralda es una de las más bellas, pequeña, recogida, rodeada de vegetación y con arena dorada. Al hallarse en una zona turística, encontrará cerca todo tipo de servicios, así como restaurantes y bares. El resto de calas que componen esta zona y que merecen la pena son cala Gran, Serena y Ferrera.

Cala Millor

Cala Millor

Otra de las zonas de la isla más frecuentadas por los turistas es Cala Millor, situada en la Costa de Levante de Mallorca. Más que una cala, se trata de una playa de 2 km de longitud con una arena blanca y fina y aguas totalmente transparentes y limpias.

Es un lugar ideal para pasar un día en familia y con niños, ya que dispone de toda clase de servicios como puestos de vigilancia, duchas y aseos, así como un paseo marítimo donde encontrará chiringuitos, restaurantes y tiendas. La calidad de esta playa le ha valido el distintivo de bandera azul.

Cala Mesquida

Cala Mesquida

Una de las calas más bonitas de Mallorca es cala Mesquida, en la costa noreste de la isla. Una playa prácticamente virgen, rodeada de pinares y dunas de arena dorada. Como el resto de playas de la isla, goza de unas aguas cristalinas y azules y sus zonas rocosas son un reclamo para practicar snorkel y submarinismo.

En 1991 fue declarada por el gobierno balear como Área Natural de Especial Interés, con el objetivo de preservar su belleza salvaje.

Cala Figuera

Cala Figuera

Si busca tranquilidad en una playa con un precioso entorno natural, Cala Figuera es el lugar que está buscando. Esta bonita cala natural de piedras se encuentra a 10 km del Puerto de Pollensa, al noreste de la isla, y goza de espectaculares vistas de los acantilados de la zona. Llévese escarpines y aproveche para bucear y hacer snorkel en sus aguas transparentes.

Sa Calobra

Sa Calobra

En plena sierra de la Tramontana se encuentra esta pequeña cala rodeada por los impresionantes acantilados de un cañón. Para llegar a ella hay que hacer una pequeña ruta de 3 kilómetros por el conocido como torrente de Pareis, un desfiladero de paredes verticales que atraviesa la sierra por la mitad, y que es el resultado de la acción del agua torrencial sobre la roca calcárea durante un proceso de miles de años.

Desde luego, una de las cosas que ver en Mallorca que no puede perderse. Es imprescindible ir bien calzado, ya que es una playa de piedras.

Cala Mitjana

Cala Mitjana

Una de las calas vírgenes más bonitas de Mallorca es, sin duda, cala Mitjana. Se sitúa al sur de la isla, muy cerca de otras calas de gran belleza como Galdana. Se enamorará de este rincón de la isla, de su arena fina y blanca y sus aguas turquesas que nada tienen que envidiar a las playas del Caribe.

Su entorno de pinares y acantilados calizos regala vistas de paisajes espectaculares. Un lugar ideal para descansar y disfrutar de la tranquilidad que otorga su atmósfera salvaje. Cuenta con su propio aparcamiento muy cercano a la playa, por lo que no presenta problemas de accesibilidad.

Cala San Vicente

Cala San Vicente

Cala de San Vicente es una bonita localidad al noreste de la isla, muy cerca de Pollensa. Está compuesta por tres calas de gran calidad, cala Clara, cala Molins y cala Barques. Todas ellas pueden presumir de tener aguas claras y cristalinas, así como tranquilas, ya que es un lugar resguardado del viento. Se trata de un destino de costa ideal para unas vacaciones de descanso.

Cala Mondragó

Cala Mondragó

Esta cala se encuentra dentro del parque natural de Mondragó y como tal, es una playa completamente natural y salvaje, que ha permanecido protegida de edificaciones y del turismo de masas.

Aguas turquesas, arena fina y un espectacular entorno de pinares le esperan en este rincón al suroeste de la isla. Imposible no quedarse prendado de esta cala. Desde aquí podrá visitar el pueblo de Santanyí, una de las localidades más auténticas y con más historia del sur de Mallorca.

Caló des Moro

Caló des Moro

Otro de los lugares que no podría faltar en esta lista de mejores calas de Mallorca es caló des Moro, en el extremo sureste de la isla, muy cerca de Mondragó. Se trata de una de las playas con las aguas más azules y transparentes de la isla.

Se llega hasta ella a través de un sendero bastante empinado, pero la caminata merece la pena. A pesar de esto, al ser de poca longitud, suele estar abarrotada en verano, por lo que es aconsejable llegar temprano o ir en los meses de junio y septiembre.

Cala Varques

Cala Varques 

También situada en la Costa de Levante, muy cerca de Manacor, cala Varques es una preciosa playa de ambiente hippy frecuentada por lugareños y turistas. Encontrará una atmósfera apacible y tranquila. Un plan ideal en esta cala es hacer una ruta en kayak. Solo así podrá llegar a las cuevas de sus alrededores, como la del Pirata o la del Xot.

Además, se trata de la única playa naturista de esta zona de la isla, aunque textiles y nudistas conviven sin problema. Desde luego, una de las mejores playas vírgenes de la costa este de Mallorca.

Dónde alojarse y disfrutar de las mejores calas de Mallorca

Si le ha gustado nuestra selección de las mejores calas de Mallorca, es el momento de elegir un destino para alojarse en la isla. Una de las opciones más recomendables es, sin duda, Caleia Talayot Spa Hotel, un establecimiento de 4 estrellas solo adultos ubicado en la zona turística de Cala Millor, frente a la fantástica playa incluida en esta lista.

Caleia Talayot Spa Hotel

Se trata de un hotel de diseño vanguardista recién reformado y pensado para el descanso y unas vacaciones tranquilas. Cuenta con numerosos servicios, empezando por su piscina infinity y su terraza chill out, donde podrá disfrutar de increíbles puestas de sol. Además, dispone de un centro de spa para relajarse y un restaurante buffet para los desayunos y cenas con una gran variedad de platos de cocina local e internacional.

Este hotel es el punto de partida ideal para unas vacaciones en Mallorca. Al encontrarse en el centro de la costa este de la isla, podrá acceder fácilmente al resto de playas de esta lista como cala Varques, cala Mesquida o cala Mitjana. ¡Disfrute ya de unas increíbles vacaciones en Mallorca!

¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Compartir

No hay comentarios

Dejar respuesta